Aquí el dominio de las piezas blancas es total, por lo que no resulta difícil encontrar una línea que remate el juego. El turno es de las blancas, es decir, suyo.

ejercicio de ajedrez 104 300x300 Ejercicio de ajedrez nº104

3r1r1k/1bqnRpbB/p1pR3p/2P3p1/8/2N5/PPQ2BPP/6K1 w – - 0 1