rubinstein La inmortal de Rubinstein

Rubinstein, otro campeón sin corona

 Nacido en Polonia, Rubinstein aprendió a jugar al ajedrez a los dieciséis años. Dedicado de tiempo completo al estudio, en poco tiempo hizo tan importantes progresos que en 1903 desafió a Salwe, el mejor jugador polaco de la época, que hasta hacía poco podía darle torre de ventaja. Ante el asombro general, el joven Rubinstein entabló el match. Ese mismo año participó en el torneo nacional ruso, jugado en Kiev, donde consiguió un excelente quinto puesto.

Rubinstein era un hombre disciplinado. Según él, le dedicaba seis horas diarias al estudio del juego durante 300 días al año; los otros sesenta a jugar torneos y los cinco restantes a descansar.

En 1908 venció en matches a Teichmann , Mieses y Marshall. En 1910, cuando Schlechter desafió a Lasker por el título mundial, muchos lo consideraban el mejor jugador de ajedrez del mundo. Su gran año fue 1912, en el que ganó cinco torneos seguidos y produjo tan hermosas partidas que aún hoy se reproducen con admiración. Ganó en San Sebastián , Pistyan , Breslau , Varsovia y Vilna .

También obtuvo el reconocimiento de otros grandes ajedrecistas de su época. Capablanca, refiriéndose a la partida Rubinstein—Schlechter (San Sebastián, 1912 ), dijo: “pocas partidas me han impresionado tanto. Para mí, es una obra maestra completa, un monumento de grandiosa precisión. Por sí sola sirve para demostrar cómo debe jugarse al ajedrez…” A su vez, Reti, dijo: “…la casi milagrosa exactitud con que las negras conducen sus fuerzas a la victoria” en el final de la partida Tarrasch-Rubinstein, (San Sebastián, 1912).

En este periodo de 1907 a 1912 vence en numerosos torneos y despliega un depurado estilo, que hace de él el candidato obligado para disputarle a Lasker el título. Rubinstein reta en esta época a Lasker, pero no llegan a un acuerdo: los dos jugadores aceptan todas las condiciones, excepto si se juega por la mañana, como quería Rubinstein, hombre madrugador y disciplinado; o por la tarde, como quería Lasker, acostumbrado a levantarse tarde. Después de tres años de negociaciones, Rubinstein cede, pero el encuentro no se puede disputar por el estallido de la I Guerra Mundial. Pobre, solitario y tímido, la precariedad y la angustia que significó la Gran Guerra, afectaron seriamente su endeble sistema nervioso. Y aunque luego volvió al tablero, su nivel de juego se resintió notoriamente. Sin embargo aún pudo derrotar a grandes jugadores, como Schlechter y Bogoljubov , y venció en Triberg (1921), Viena (1922), Marienbad (1925) y en algún otro torneo. Pero su desequilibrio psíquico lo condujo a una espiral de manías persecutorias. La grave enfermedad que padecía le hacía comportarse extrañamente durante las partidas: hacía su jugada y se iba a un rincón de la sala para no molestar a su adversario, y allí se apoyaba en la pared y comenzaba a mover el cuerpo en círculos mientras hablaba en voz baja. Al final, según el escritor Vladimir Nabokov , como no soportaba la presencia del rival, le ponían un espejo al frente.

Después de 1932, no volvió a competir en torneos, aunque se le invitaba a participar. Perdió su lucha de toda la vida por su salud mental, empeoró y pasó un largo tiempo en un sanatorio. Pero como no hay mal que por bien no venga, esto lo protegió de los nazis durante la Segunda Guerra. Aunque según otras versiones, en su calidad de judío y polaco, sufrió persecuciones.

Murió en el año 1961. Sus últimos 30 años los vivió retirado del ajedrez, prácticamente en el anonimato.

Veamos una de sus producciones más espectaculares:

 Rotlewi, GeorgeRubinstein, Akiba (1907) Defensa Tarrasch: 1. d4 d5 2. Cf3 e6 3. e3 c5 4. c4 Cc6 5. Cc3 Cf6 6. dxc5 Axc5 7. a3 a6 8. b4 Ad6 9. Ab2 0-0 10. Dd2?
[ 10. Dc2 es una opción mejor... ]
De7 11. Ad3 dxc4 12. Axc4 b5 13. Ad3 Td8 14. De2 Ab7

Las negras han terminado su desarrollo y las blancas apenas están enrocando.

15. 0-0 Ce5 16. Cxe5 Axe5 17.  f4 Ac7 18. e4 Tac8 19. e5?

Rotlewi le abre las líneas a la peligrosa  pareja de alfiles de Rubinstein.

Ab6+ 20. Rh1 Cg4 (Si la dama toma el caballo, la torre negra toma el alfil; y las negras quedan en posición superior) 21. Ae4 Dh4 (defiende el caballo y amenaza mate) 22. g3 Txc3!! Un movimiento grandioso e inesperado, que deja maltrecha la posición blanca) … 23. gxh4 (el moribundo puede comer de todo) 23… Td2; 24. Dxd2 Axe4+ 25. Dg2 Th3! 0-1

Una de las combinaciones más hermosas que se hayan jugado.